DeePoon E2: las Oculus Rift Chinas – Análisis y Review

Hoy, os traemos una review de las esperadas gafas VR de la marca DeePoon, las DeePoon E2, unas gafas que nos han sorprendido mucho, tanto por su calidad como por su compatibilidad con todo el software de Oculus Rift, sí, como oyes, son totalmente compatibles, pero antes de nada te haremos una pequeña introducción sobre que es esto de la realidad virtual y cuanto es el potencial que tiene.

La realidad virtual es lo que todos los apasionados de los juegos, del 3D o de los universos alternativos podrían esperar. Estás dentro del juego, te sientes dentro, lo quieres tocar, las cosas están más lejos o más cerca como pasa en las tres dimensiones, pero va más allá de ver una peli en una TV 3D o en el cine, te sientes totalmente parte de ello. Una de las claves es que giras la cabeza y el giro es instantáneo, sin retardos (con un pc de suficiente potencia, claro está) y proporcional y natural a nuestros movimientos, lo que hace que mirar a todos lados no suponga ningún mareo además se puede establecer un ángulo de visión igual al de nuestra visión natural, y bastará con mirar a nuestro alrededor moviendo la cabeza para ver el entorno, lo que hace que sea todavía más creíble y similar a la realidad.

Las gafas ”al desnudo”

El gran mérito o valor añadido de las Deepoon es su total compatibilidad con las Oculus DK2 (Development kit 2), y es la razón principal por las que necesitábamos probar este gadget, ya que por un precio de 350€ más o menos nos ofrece la calidad de unas gafas el doble de caras. Porque, ¿para qué quiero unas gafas que no pueden ejecutar las aplicaciones que hay en el mercado específicas para VR, ya que muchas de ellas sólo funcionan en Oculus? por muchas prestaciones que ofrezcan unas gafas, la principal virtud de las Deepoon es la compatibilidad Oculus, porque como sabemos, una de las claves en el mundo de la informática sigue siendo la compatibilidad.

Las Deepoon tienen un diseño hardware relativamente sencillo, equivalente al diseño de las Oculus DK2, es decir, una pantalla que se conecta al HDMI de la gráfica (dispositivo de salida), y unos sensores de orientación que se conectan al usb (dispositivo de entrada). No necesita ningún enchufe ni baterías ya que se alimenta a través del propio usb de nuestro ordenador.

La gracia del “monitor” que tenemos pegado a la cara, es que con unas lentes de diseño adecuado conseguimos alejarlo para que su visión sea nítida y que no suponga tener que esforzarse en enfocar la pantalla, y agrandarlo lo bastante como para ocupar todo nuestro campo visual y no parecer que sólo estemos mirando hacia una pantalla 3D rodeada de un fondo negro.

ac-DEEPOON-E2-Virtual-Reality-3D-PC-Glasses-1080-1920-VR-Headset-Head-Mount-Compatible-with

Sus características técnicas son algo inferiores a las oculus CV1 (consumer version 1) y equivalentes a las DK2, más que suficientes para disfrutar de la realidad virtual en todo su esplendor. La pantalla de 1920×1080 a 75hz, se divide en dos mitades, una para cada ojo, es decir, 960×1080, convenientemente ampliadas por cada lente.

En las Deepoon, como en las Oculus o en las HTC Vive, también se observa una especie de rejilla, llamada efecto “Screen Door”, más evidente en unas aplicaciones que en otras, y que consiste en una especie de pixelado debido al aumento de tamaño de los pixels que provocan las lentes, que se hará menos visible en futuros modelos conforme aumente la resolución de las pantallas utilizadas en las gafas.

Su calidad general de fabricación es bastante buena, en plástico ABS. No trae ningún tipo de drivers. En el lateral derecho lleva un led en rojo cuando están apagadas y en azul cuando están encendidas, y un botón para encenderlas. Normalmente la aplicación de Oculus las enciende o apaga automáticamente, en el lateral izquierdo sale un único cable que contiene los cables hdmi y usb.

Sin embargo, las Deepoon tienen dos carencias con respecto a las DK2:

– La cámara o tracking de posicionamiento, que detecta la posición de tu cabeza (no la orientación que detectan los sensores internos de las gafas), es decir, si te agachas o te levantas, te acercas o te alejas. Esto tiene fácil solución en cuanto algún fabricante lance al mercado cámaras de posicionamiento para VR y se llega a echar bastante en falta en ciertas aplicaciones.

– La regulación de la distancia entre ojos, que es fija en las Deepoon, en todo caso las lentes son lo bastante grandes y se ven lo bastante bien como para no tener problemas en ese aspecto, sólo es necesario ajustarse bien las gafas.

Requisitos e Instalación

Los requisitos para conectar y hacer funcionar las Deepoon dependen de la aplicación o juego que queramos correr, aunque requieren de un ordenador de gama media-alta para ejecutar con soltura casi cualquier aplicación, todo depende de la aplicación concreta, ya que varía bastante entre unas u otras.

Los requisitos mínimos que Oculus ha publicado creo que son demasiado exigentes, ya que en la práctica pueden ejecutarse aplicaciones sin ningún problema con un hardware algo menos potente. En mi caso, mi pc tiene una veterana cpu AMD Phenom II x4 a 3,2 ghz, 16 gb de ram y gráfica HD7850 de 2 gb. Varias aplicaciones programadas con unreal engine, como “The Rose and I”, proporcionaban unos FPS más bien bajos rondando los 20-25 FPS, aunque la carga de la cpu ronda el 20-25%, lo que indica que este motor gráfico tira mucho de tarjeta gráfica y poco de cpu. Otra aplicación como “Disney movies VR” corre a 75 FPS prácticamente estables, la carga de la cpu ronda el 60%:

fig 3

También hemos ejecutado muchas demos para DK2 descargables desde la suite de Deepoon con total soltura y fluidez, aunque creo que las nuevas aplicaciones para Oculus CV1 podrían ser más exigentes.

En cuando a la instalación nos hemos encontrado que hay dos formas de hacer funcionar estas gafas:

1- Utilizando exclusivamente su software Deepoon descargable desde su web china, hemos visto disponible las versiones 1.3.1.10, 1.3.2.10 y 1.4.0.3. Este software, también incluye la instalación de drivers nativos Oculus, además de un entorno desde donde descargarse diversas demos y juegos, que además son casi todas para Oculus DK2. Son archivos comprimidos que una vez descomprimidos no necesitan instalarse, y que cada uno incluye un ejecutable adicional con el sufijo “DirectToRift”, que es el que hay que ejecutar para ver la aplicación en las Deepoon.

2- Utilizando la suite de Oculus, que también instala su correspondiente driver oculus, y es un entorno al estilo steam desde donde comprar, descargar e instalar las aplicaciones y juegos. También pueden configurarse las gafas y los mandos, aunque es bastante engorroso con este último ya que por ahora no he conseguido hacer funcionar otro mando que no sea el de xbox one. Una vez finalizada la instalación, dentro de la suite de Oculus debemos activar la opción “unknown sources” en settings → general, lo que nos permitirá por ejemplo correr aplicaciones SteamVR.

Hay ciertos problemas en hacerla funcionar en Windows 10 y es por ello que te hemos resumido los pasos para instalarlas y que no te suponga un infierno

Instalación en windows 10:

  1. En caso de que tuviésemos algún software instalado, desinstalarlo todo tanto de Oculus como de Deepoon, incluidos drivers, y reiniciar el ordenador.
  2. Conectar las gafas (hdmi y usb) si no lo estuvieran ya.
  3. Instalar el software de Oculus, avanzar en la instalación, saltar (“skip”) la configuración de las gafas ya que no las detecta, hasta terminar la instalación correctamente finalizando en la store de Oculus.
  4. Apagar el ordenador y desconectar las gafas (hdmi y usb).
  5. Encender el ordenador, y con windows ya cargado conectar las gafas. No ejecutar el software Oculus.
  6. Instalar el software de Deepoon (por ejemplo la versión 1.3.2.10 funciona), ya que instala algún driver propio adicional.

fig 4

Tanto en Steam como en la suite de Oculus hay una serie de juegos y aplicaciones programadas directamente para la VR. En general están un poco verdes, hay aplicaciones “conceptuales” y cortometrajes, demostraciones de lo que se puede llegar a hacer, pero por ahora se echa en falta algún juego de peso. Por lo que el catálogo tiene ampliarse y mucho, aunque como ya os hemos dicho desde que empezó el año, este 2016 va a ser un año en el que la realidad virtual va a crecer a un ritmo imparable.

PROS:

  • Compatibilidad total con Oculus rift DK2
  • Buena calidad de fabricación y bien terminadas
  • Buenas Hardware

CONTRAS:

  • Sin cámara de posicionamiento
  • Sin regulación de distancia entre ojos
  • Software en chino (aunque entendible)

 

Review realizada por el lector: José María

Leer más

Jorge Sanchez

Jorge Sanchez

Amante de las tecnologías, comprador compulsivo de Gadgets. Redactor y co-fundador de TheGeekHammer

  • Ariel

    Muy buen artículo. Podrían informarme si se puede poner los ordenadores en red par que varios deepoon vean lo mismo, ejemplo estar en una .montaña ruso o tren fantasma y varias personas tengan la misma sensación a la vez, gracias

    • Tendrían que correr sobre el mismo PC, actualmente no es posible (lo desconocemos) lo que tu pides. Aunque sería una muy buena opción a implementar

También puedes leer...

Uso de cookies

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.

ACEPTAR