Bitcoin en 2017: ¿qué está pasando?

Con los acontecimientos recientes, destacando el hackeo a una de las plataformas de monederos Bitcoin más importantes del mundo, hacemos un repaso de la situación de las criptomonedas en el momento actual.

Las criptomonedas son un concepto a día de hoy todavía algo confuso para la gente corriente. Una moneda digital, anónima y no regulada en la mayoría de países puede parecer un sistema poco fiable, asociado en ocasiones a transacciones fraudulentas o criminales. Si quieres entender cómo funcionan puedes leer más aquí.

El Bitcoin es una moneda que, por su naturaleza, tiende a la inflación, ya que “fabricar” la moneda tiene un coste que aumenta exponencialmente con el tiempo. Por ello, la posesión de esta divisa adquiere progresivamente valor. Si a esto le añadimos la especulación que sufre la moneda de forma natural, vemos cómo la tasa de valor de BTC no hace más que subir incluso años después de su salida a un ritmo frenético. Los más escépticos dicen que esta tendencia al alza tiene sus días contados y es solo una burbuja que acabará estallando, pero tal cosa no ha ocurrido por ahora.

Crecimiento anual de Bitcoin/EUR

Ahora bien, la seguridad que se prometió inicialmente para esta nueva moneda ya se ha visto atacada en numerosas ocasiones. La última tragedia ha sucedido hace pocos días, con el hackeo de Bithumb, la cuarta plataforma mundial de intercambio de Bitcoin y Ether, la nueva criptomoneda que tanto debate está generando. Este ataque ha supuesto la perdida de varios miles de dólares, aunque no ha sido una vulnerabilidad en sí, sino que ha hecho falta de técnicas de phishing (suplantación de identidad) para el robo del capital). Las mayores pérdidas se han producido en Corea del sur, donde Bitcoin no está regulado, por lo que reclamar indemnizaciones no surtirá ningún efecto.

A pesar de este ciberataque, y como se ha podido comprobar en otras ocasiones tras acontecimientos similares, el precio de Bitcoin sigue subiendo. Con la llegada de Ether, o Ethereum (el sistema en el que se basa Ether) llega una nueva moneda que no solo sirve como transacción de capital, sino que permite firmar contratos digitales, acuerdos, seguros y compromisos periódicos sin necesidad de que una persona humana actúe como notario o intermediario. Esto abre un nuevo abanico de posibilidades en banca online, firmas y contratos digitales y toda una serie de garantías que ya no serán controladas por empresas sino por la propia red de redes. Todo esto, en un plano alegal y prácticamente clandestino, mantenido al margen del mercado de divisas tradicional y con la mirada crítica de los economistas y financieros de toda la vida.

Leer más

También puedes leer...

Uso de cookies

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.

ACEPTAR
Aviso de cookies